Alcohol En La Primera Semana De Embarazo

Alcohol durante el embarazo

Antecedentes es un informe del gobierno que trata sobre el peligro del alcohol para el feto en las primeras semanas de embarazo. Esta preocupación generalmente no tiene fundamento porque la naturaleza usa el llamado principio de todo o nada durante los primeros 14 días después de la fertilización.

¿Qué tan peligroso es realmente el alcohol durante las primeras semanas del embarazo?

La recomendación de que se produzcan anomalías en todos estos cuatro pilares de diagnóstico para el diagnóstico de FAS se basa en las directrices internacionales anteriores para el diagnóstico de FAS. Además, varios estudios han demostrado que las anomalías en una sola columna de diagnóstico son insuficientes para el diagnóstico de FAS. Los alimentos que contienen pequeñas cantidades de alcohol mediante el proceso de fabricación o mediante fermentación natural son seguros para las mujeres embarazadas. Esto se aplica a productos horneados, chucrut o jugos, por ejemplo. Aquellos a los que les gusta apagar las salsas con vino y condimentar los pasteles con licor fuerte no tienen que prescindir de él si la comida está suficientemente cocida u horneada.

Además, se retrasa la eliminación del alcohol de la cavidad amniótica, lo que significa que el tiempo de exposición del alcohol al embrión o al feto aumenta en consecuencia. Si se acumulan grandes cantidades de alcohol, esto puede ser particularmente dañino para el feto.

🤰🏻Cuáles son los PRIMEROS SÍNTOMAS DE EMBARAZO ANTES DE LA FALTA 👨🏻‍💻

Los profesionales médicos no están de acuerdo sobre si una cantidad muy pequeña de alcohol puede ser segura durante el embarazo. Por lo tanto, las mujeres que realmente no quieren correr ningún riesgo están seguras al evitar por completo el alcohol hasta el parto. El alcohol, como la nicotina, es un veneno celular que puede dañar seriamente el cuerpo.

Las vitaminas, los nutrientes y los anticuerpos se transmiten al bebé a través del cordón umbilical. Sin embargo, la nicotina y el alcohol también llegan sin filtrar al feto. El daño potencial a su bebé depende de la cantidad de alcohol consumida. El momento actual de su embarazo tiene otra influencia. Aunque algunos síntomas pueden aliviarse con tratamientos dirigidos, no existe una terapia dirigida para FAS. Porque muchos más niños de los esperados sufren las consecuencias. Una característica decisiva es el deseo a menudo fuerte, a veces abrumador, de consumir sustancias o medicamentos (o no recetados por un médico), alcohol o tabaco.

No beba alcohol durante el embarazo

Esto significa que un óvulo que está muy dañado en las primeras etapas no se divide más y no se implanta en el útero. Por lo general, el cuerpo lo rechaza inadvertidamente con un período menstrual "retrasado". Aunque la mucosa oral es permeable al alcohol, las cantidades son tan pequeñas que no tienen importancia. Si desea estar segura, use enjuagues bucales sin alcohol para el cuidado bucal durante el embarazo. Estos déficits causados ​​por el consumo de alcohol de la madre durante el embarazo se resumen bajo el término síndrome de alcoholismo fetal. Estos son daños innatos e irreversibles.

¿Por qué las mujeres embarazadas no deben tomar alcohol?

Dado que el SAF no siempre es claro y fácil de reconocer, se asume un gran número de casos no reportados además de los casos diagnosticados. El síndrome de alcoholismo fetal también se conoce como embriopatía por alcohol. Este es un síndrome de malformación polimórfica específico con malformaciones físicas, así como cambios mentales, estatomotores y de comportamiento en el niño. El SAF ocurre durante el embarazo como resultado del abuso o adicción materna al alcohol. En Alemania, alrededor de los niños al año se ven perjudicados por el alcohol cuando nacen.

El alcohol actúa de diversas formas: como veneno mitótico, como factor disruptivo en la formación de órganos, como sustancia neurotóxica y también como sustancia adictiva. La habituación temprana del niño al alcohol puede influir en los neurotransmisores y las endorfinas y, por lo tanto, no pocas veces aumenta el riesgo de adicción posnatal.

Dependiendo de la gravedad, los niños afectados pueden retrasarse en su desarrollo y verse afectados permanentemente. Por ejemplo, son evidentes los retrasos en el desarrollo mental, las discapacidades del aprendizaje y los trastornos del lenguaje, así como las deficiencias físicas. Los niños suelen ser más pequeños y delgados, tienen deficiencias visuales o auditivas o son difíciles de calmar. Los síntomas de FAS pueden variar significativamente de un caso a otro. La Tabla 3 proporciona una descripción general del espectro completo de síntomas en FAS. Además de los síntomas enumerados aquí, también hay síntomas más débiles, los llamados efectos del alcohol, con efectos predominantemente neurotóxicos. Las malformaciones inducidas por el alcohol se desencadenan durante este tiempo.

Semana 1 de embarazo Primera semana de embarazo El embarazo semana a semana

No se recomiendan bombones con relleno de licor; para otros alimentos producidos industrialmente, se debe leer la lista de ingredientes. No se puede prever qué tan grave será el daño al niño por el alcohol durante el embarazo en cada caso. Depende de la cantidad, el tiempo y la regularidad del consumo de alcohol. La edad, la constitución, la disposición genética, la dieta y el estilo de vida de la madre también influyen.

El alcohol puede causar daños al desarrollo, ¡pero no tiene por qué ser así! Los científicos asumen que al comienzo del embarazo, especialmente en las primeras cuatro semanas después del último período menstrual, la frecuencia de anomalías y deformidades es mayor. En las últimas semanas, el desarrollo de la inteligencia y el desarrollo social está en peligro. No todos hemos planeado un embarazo. E incluso si lo planeamos, difícilmente es posible vivir como si estuviéramos embarazadas antes de que ocurra el embarazo.

Di que renuncies a todas las cosas que a los adultos les gusta consumir, como El período del 5 al 12 es particularmente crítico para las alteraciones externas En esta fase del embarazo se crean las estructuras de órganos esenciales y el sistema nervioso. El alcohol y otras toxinas pueden alterar esta importante fase de desarrollo. Es por eso que los médicos aconsejan a las mujeres que desean quedar embarazadas que se abstengan desde el principio.

Cómo afecta el alcohol al feto /DGS/ Rocio

Al realizar la anamnesis, la información sobre el consumo de alcohol no siempre es fiable, por lo que las cantidades reales consumidas son difíciles de valorar. Además, otros factores como la nicotina, las drogas, la desnutrición, el estatus social y la medicación pueden tener una influencia decisiva en el curso.

Artículos relacionados

Deja un comentario